USAID/OFDA y asociaciones locales suman fuerzas frente a los desastres en la región

Reconstrucción de hogares destruidos por fuego en Panamá el pasado junio. Crédito de foto: Despacho de la Primera Dama, Panamá.

.

Por: UNISDR – Las Américas.

CIUDAD DE PANAMÁ, Panamá, 07 Julio del 2015 – El boletín de la Oficina de Asistencia para Desastres en el Extranjero – Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID/OFDA por sus siglas en inglés), destaca este mes los programas implementados en zonas no urbanas de Latinoamérica, en colaboración con programas locales para la respuesta y prevención de desastres, así como los programas dedicados a las familias locales afectadas por desastres.

En América del Norte, USAID/OFDA apoyó un intercambio técnico en el manejo de desastres en el Instituto Stephenson de Manejo de Desastres de la Universidad Estatal de Luisiana (LSU), en el campus de LSU y otros lugares en Baton Rouge y Nueva Orleans, en los Estados Unidos.

En este intercambio, representantes de organizaciones federales, estatales y locales presentaron herramientas, técnicas e información sobre preparación, mitigación y respuesta ante desastres. Los participantes representaron una gran variedad de áreas, todos con el deseo de aprender sobre las experiencias del Huracán Katrina en el 2005. “Me llevo tanto de los distintos oradores para implementar en mi país de origen” dijo Mandela Christian, Oficial de Programa para la Oficina de Gestión de Desastres de la isla de Dominica.

En Panamá, USAID/OFDA y la Cruz Roja Americana con el apoyo de la Cruz Roja Panameña proporcionaron suministros a las familias afectadas por un incendio en la región Madugandí, Panamá a principios de junio el cual destruyó 150 viviendas y dejó a 800 personas damnificadas en la comunidad de Aguas Claras en la región Madugandí.

El Despacho de la Primera Dama de la Republica de Panamá lideró la respuesta, activando la Fuerza de Tarea Conjunta integrada por 200 personas de organizaciones que integran el Sistema Nacional de Protección Civil (SINAPROC). Su misión fue reducir los efectos del incendio en los miembros de la comunidad. Por otro lado, el Ministerio de Salud contribuyó con equipos médicos a aquellas personas afectadas por el incendio.  Este ejercicio proporcionó herramientas para la agricultura y construcción, así como equipo de cocina, a las familias que perdieron sus pertenencias en el incendio.

En el caso de América del Sur, USAID/OFDA apoyó el programa “Guardianes voluntarios de laderas” en el barrio Bosque de Concordia, distrito de Chosica, en Lima, Perú. Este programa implementado en coordinación con la Universidad Nacional de Educación Enrique Guzmán y Valle y Defensa Civil busca construir resiliencia y aumentar la sensibilización sobre reducción del  riesgo de desastres (RRD) a través de la formación de equipos comunitarios capacitados para identificar riesgos para mitigar los efectos de los desastres y registrar los daños después de un desastre.

Para Bosque de Concordia, la geografía y construcción presentan importantes desafíos para la población que carece de vías de movilización seguras lo cual hace que la evacuación en caso de desastres sea extremadamente difícil y peligrosa. Por esta razón se decidió establecer equipos capacitados y conformados por miembros del barrio, familiarizados con los entornos para que puedan identificar los riesgos antes de un desastre y que para que puedan colaborar con registro de datos después de este.

Enlaces relacionados:

Boletín USAID/ODFA Junio 2015


 

 

 

 

 

 

Siga las noticias de la UNISDR en línea:

     

 

 

 

 

 

 

Estamos estrenando cuenta en Twitter @UNISDR_AMERICAS
Síguenos!



CONÉCTATE CON