Diagnóstico de conocimientos ancestrales, contribuye a la resiliencia comunitaria en Nicaragua

Habitantes del municipio de Puerto Cabezas, Nicaragua. Crédito de foto: UNICEF.

PUERTO CABEZAS, Nicaragua; 7 de octubre 2015 - Con el fin de recopilar información sobre las prácticas ancestrales de pueblos originarios referente a los temas de prevención, mitigación y gestión de riesgo, el municipio de Puerto Cabezas, Nicaragua; desarrolló el “Diagnóstico Socio Cultural sobre estrategias de prevención, mitigación y gestión de riesgo practicados tradicionalmente entre los pueblos originarios”.

Puerto Cabezas, ubicado a 536 Km. al norte de Managua, capital de Nicaragua; alberga 51,993 habitantes de diferentes etnias (INIFOM-FNUAP, 2000) expuestos a huracanes, tormentas y depresiones tropicales. En los últimos 15 años, el municipio ha enfrentado siete huracanes, dos de los cuales causaron daños severos que afectaron la infraestructura crítica y la dinámica social, económica y productiva de la zona.

El conocimiento de estas experiencias contribuirá a un proceso retroalimentación y preparación de las comunidades para hacer frente a los desastres, mediante el uso de elementos de identidad local tales como la identificación de 24 tipos de señales de la naturaleza que se mantienen en la memoria colectiva, para identificar e interpretar las alteraciones en el ambiente; el reconocimiento de mecanismos de comunicación ancestral para activar un sistema de alerta temprana,  y la recopilación de prácticas y capacidades locales de autogestión del riesgo, adaptadas según la ubicación de las comunidades y la intensidad de las amenazas naturales, entre otros.

Para el desarrollo de este diagnóstico se trabajó en 3 barrios y 2 comunidades rurales, seleccionadas con base a sus indicadores de riesgo o vulnerabilidad, según el registro de la Defensa Civil Municipal y se realizaron procesos de investigación colectiva orientados a profundizar y tomar decisiones sobre las prácticas ancestrales que deben rescatarse e incorporarse en los planes de gestión del riesgo.

Entre las lecciones aprendidas del proyecto se destacan la urgencia de implementar una estrategia que revalorice los saberes y prácticas ancestrales relacionadas con la gestión del riesgo, a fin de mejorar la capacidad de resiliencia de las comunidades; así como la perspectiva de los pueblos originarios, en la cual la transmisión de la cultura y el conocimiento es considerada una norma importante que debe ser efectuada por los ancianos, siendo necesaria su “autorización” para que los jóvenes sean portadores culturales del conocimiento.

Cabe resaltar que se también se solventaron desafíos como la institucionalización y difusión  del intercambio de saberes y prácticas ancestrales en gestión del riesgo, así como la participación activa y desarrollo de capacidades en las niñas, niños y adolescentes en temas de gestión de riesgo con identidad.

El “Diagnóstico Socio Cultural sobre estrategias de prevención, mitigación y gestión de riesgo practicados tradicionalmente entre los pueblos originarios” fue desarrollado en el marco del Proyecto “Construyendo caminos… Para una niñez segura” ejecutado entre 2014 y 2015 por la Dirección de Adolescentes y Jóvenes (DAJ), de la Alcaldía Municipal de Puerto Cabezas, en la Región Autónoma de la Costa Caribe Norte, Nicaragua; con apoyo técnico y financiero de UNICEF.

Enlaces relacionados

Descargar publicación completa

 

 

 

Siga las noticias de la UNDRR en línea:

     

 

 

 

Estamos estrenando cuenta en Twitter @UNDRR Américas y el Caribe
Síguenos!



CONÉCTATE CON